Crítica de El consejero

el consejero

Dirige Ridley Scott, escribe Cormac McCarthy, protagonizan, entre otros, Michael Fassbender, Brad Pitt, Javier Bardem, Cameron Diaz y Penélope Cruz. A pesar de esto, El consejero ha supuesto un traspié en la carrera de todos ellos, pues la película ha pasado con más pena que gloria por Estados Unidos, tanto en términos de crítica como de público.

Si uno decide indagar un poco en las carreras de los artífices (autorales y actorales) de El consejero, se preguntará cómo personas con talento contrastado para contar historias han creado un producto como este, lleno de diálogos (pretendidamente) trascendentes –y generalmente carentes de atractivo- capaces de generar tanta indiferencia en el espectador como ocurre aquí. Espero que no se me malinterprete en este sentido, ya que la película tiene grandes frases y grandes ideas, es sólo que vista globalmente, hay más de lo negativo que de lo positivo.

Por ejemplo, el personaje que interpreta Javier Bardem –un cazador de guepardos metido en el negocio de la droga- es importante como conexión con el personaje de Michael Fassbender, para que sepamos de qué trabaja éste y para dar inicio a la trama, pero cada nueva aparición suya en pantalla resulta innecesaria, pues repite la misma idea sobre el destino continuamente.

1024-the-counselor-3

Sin embargo, entre tanta conversación, como ya hemos dicho, destacan algunas frases, especialmente las que salen de la boca del personaje interpretado por Brad Pitt (aquí haciendo de Brad Pitt), y sobre todo, la actuación de Cameron Diaz por encima de la del resto de secundarios, haciendo aquí de una femme fatale ninfómana (me han pedido que comente algo sobre la escena sexual que protagoniza, por lo que allá voy: creo que malinterpretaron aquello que se dice sobre que un coche es la extensión del miembro masculino de su propietario. Además, como escena erótica no me ha resultado nada estimulante. No he podido evitar pensar en si con eso podría estar pillando una infección o algo, aunque al no oírse que hiciese efecto-ventosa me imagino que todo bien).

El-Consejero-Brad-Pitt

En definitiva, El consejero es una película en general sin ritmo, irregular, aunque contiene algunas escenas  que hacen de ella una obra salvable y sobre todo alguna que otra idea interesante, que podrían haber desarrollado sin tanta grandilocuencia de por medio, sin necesidad de repetirse. Por otra parte, la falta de química entre Penélope Cruz y Michael Fassbender es tal, que uno nunca encuentra  ningún vínculo afectivo por el que interesarse por el devenir de la relación.

Sin embargo, en este sentido hay que destacar la actuación de Fassbender (como siempre), pues es en sus escenas en solitario en las que más se puede apreciar que está enamorado, y que es de Penélope. En resumen, no nos encontramos ante una mala película, sino más bien ante una que parecía indicar que iba a ser mucho mejor, por lo que el resultado final decepcionará a todo aquél que vaya a verla con altas expectativas. No cabe duda, si haces una película sobre mafia o cine negro siendo alguien importante, ya puedes hacerla muy buena, o serás cinéfilamente castigado.

Por cierto, lo de Bardem con sus peinados y sus caracterizaciones empieza a ser bastante abominable. Me pregunto si es algo que añade él a sus contratos o es que quiere ser comparado con Nicolas Cage.

El-Consejero-Javier-Bardem

acera de Alberto Mulas

ha escrito 28 posts.


Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blue Captcha Image
Refrescar

*