Redescubriendo joyas: Almost Famous

Almost Famous

Dirigida por Cameron Crowe, y con un reparto más que notable (Billy Crudup, Frances McDormand, Patrick Fugit, Kate Hudson y Jason Lee, entre otros), Almost Famous nos pone en la piel de Stillwater, una banda de Rock que realmente existió en la década de los 70, pero que no llegó a ser demasiado conocida ya que, por aquellos tiempos, el grupo que estaba arrasando era Led Zeppelin

En poco más de 2 horas, la película nos traslada a esa época dónde el Rock empezaba a morir, dónde las bandas lo único que querían hacer era agradar a sus fans, ser portada en la revista Rolling Stone, sin importar realmente la música, bandas cuya única preferencia es “ser guay”, “estar en la onda”, sin principios.

Patrick Fugit, uno de los protagonistas principales, quien hereda la colección de vinilos de su hermana (Zooey Deschanel), se vuelve aficionado al rock, y tras estar escribiendo una temporada en la revista del instituto y mandando artículos a la revista Creem, logra que estos le encarguen escribir un artículo de 1000 palabras sobre Black Sabbath.

Lester Bangs, escritor de Creem, advirtiendo a Fugit

Fugit deberá ingeniarselas para poder entrar al concierto de Black Sabbath como redactor de prensa, y será ahí dónde conozca a su amor platónico, Penny Lane (Kate Hudson), y a los componentes de la banda Stillwater, Billy Crudup (Russell Hammond), Jason Lee (Jeff Bebe), John Fedevich (Ed Vallencourt) y Mark Kozelek (Larry Fellows)

Tras este concierto y su respectivo artículo, Fugit es contactado por la revista Rolling Stone, para cubrir la gira de una banda, a lo que este optará por Stillwater.

Doris, el alma de la banda

A partir de aquí, empiezan las aventuras y desventuras de la alocada gira musical de la banda, a bordo de su autobús, Doris, dónde el protagonista experimentará lo que es estar en un mundo totalmente paralelo, que nada tiene que ver con la realidad, y, tal y como le advertía Lester Bangs, la banda, le tratará como a uno más, harán que se sienta integrado, que se sienta “en la onda”, con tal de que les haga quedar bien en la revista.

Si bien no quiero fastidiarles dando más detalles, diré que el metraje en sí, nos ofrece un repaso músical bastante amplío, pasando por America, de Simon & Garfunkel, Fever Dog de los propios Stillwater, Simple Man de Lynyrd Skynyrd, Tiny Dancer de Elton John, o The Wind, de Cat Stevens, entre un muy largo etc de temas que hacen la película muy llevadera, tanto a nivel visual, como músical, siempre bien coordinadas ambas partes.

Imagen de previsualización de YouTube

La verdad que la película merece un visionado, pues hará pasar un buen rato al espectador

Nota: 8/10

acera de roberto

ha escrito 671 posts.


Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Blue Captcha Image
Refrescar

*